VIDEOS

Loading...

miércoles, 14 de diciembre de 2016

El País De Los Techos Altos


El país de los techos altos,
de los caminos anchos y espuma de acuarelas
cayendo como escarcha de plata  sobre la corona del que sueña,
palabras sin tapa en una cadena de luces violetas
ardiendo en un fuego de juegos que descienden
desde la punta de la lengua hasta las estrellas metálicas
de los artesanos de planetas.

País de vencedores,
de peces que vuelan y gorriones de mermelada
disparando abrigo para la primaveras,
espadas de seda que poco o casi nada entienden de guerras,
maquinas de aire haciendo alas de los huesos caídos
y pupilas dilatadas bebiendo el agua de los ríos de los belenes.

País de nubes viajeras,
de poetas que pintan las calles con la lluvia que llevan en los bolsillos,
tejedores de esperanza con plumas exóticas en la cabeza
a lomos de un caballo transparente galopando entre galaxias,
algas de sirena, despensa de sal para un mar sin hipoteca
derrochando mareas como si no hubiera un mañana.

País de océanos en los salones,
de imágenes de dioses muertos sumergidos en los canales de Venecia,
país de montañas sin ruedas ni balas de ese calibre que mata,
país de sagrados corazones en las puertas,
de tenues aromas de esperanza en los llantos
y sutiles texturas de miel sobre las pieles secas.
***
**
*



No hay comentarios: