VIDEOS

Loading...

miércoles, 13 de julio de 2016

El Taller De La Calle





***
**
*
Aquel día hacía tanto calor
que las manecillas de mi despertador amanecieron al rojo vivo
como el tridente ensangrentado del señor del fuego y la tormenta,
a la semana se le habían caído los dientes
y su garganta solo emitía gruñidos de angustia y dolor,
el tiempo parecía como si se hubiera detenido
y todas las veletas de los tejados apuntasen a una misma dirección;
al hambre, a la necesidad de seguir adelante,
a pesar de la tormenta de calor desatada sobre las calles,
 hay que trabajar, las bocas piden pan y hay que sacrificarse
para que en un futuro lejano poder comprar un pedacito de sombra
donde resguardarse de la furia del verano,
algunos oficios ya lo traen de la mano,
quizá el más antiguo del mundo, como otros tantos,
la calle se convierte en el taller improvisado
donde se toman las medidas a los trajes de los demás
para que sigan caminando,
las hechuras del aire están cogidas con hilo de alambre
pero hay bocas que no aprendieron a masticar otra cosa que necesidades.
 ***
**
*



No hay comentarios: